viernes, 17 de mayo de 2013

¿Empezamos las despedidas?

Estoy raro porqué odio las despedidas.


Desde una habitación.
@Wolfmatha.

Hola, ¿qué tal?¿cómo estáis?
Espero que bien.

Llevo toda la noche pensando.

No sé si a mí se me notará,
no me importan lo que dirán,
no me pienso preocupar.

No hay duda, se empieza a notar.

Si me voy, porqué creo que lo haré.
No buscaré razones ni frases para quedarme.

Desapareceré.

Si me voy,
¿qué haré vosotros?
Me envolverá la tristeza.


Y es que me voy con mi vida a otra parte.

Como un idiota, como un tonto,
dejando 12 años de mi vida en una ciudad ideal.

Y es que encuentro miles de motivos que me atan
y claro está,
todas son personas.

Tantas cosas sin hacer.

-Hacer el amor después de la siesta.
-Una cerveza fresca en la playa.
-Volar por Alicante.
-Sexo en Santa Bárbara.
-Encontrarme contigo.
-Refrescarme en una fuente.

Adios a mis noches en vela alicantinas.
Adios a aquellos lugares que de recuerdos pervertidos.
Adios a esos chupitos picantes del 23.
Adios a la barra del Coyote.



miércoles, 1 de mayo de 2013

Fin de una era.

Porqué todo acaba.


Mientras pasa el tiempo, sigo pensando en demasiadas cosas.

¿Qué hago?
¿Qué he hecho?
¿Qué haré?

Y en esos momento me siento perdido.
¿Todo habrá terminado?

Será el fin de una vida, el principio de otra.
A miles de kilómetros del lugar que me hizo a su manera.

Sí, todo termina.
Pero, ¿por qué tan brusco?

¿Cómo asumo yo esto?
¿Cómo dejo atras 12 años de 18?

¿Dónde dejo a esa gente?
¿Dónde guardo sus recuerdos?

Seguir las líneas de un camino.
¿Cuánto tiempo he de seguir esperando?

Se supone que vuelvo a mí lugar,
cuándo me quieren quitar de él.

Nada es para siempre.
Y acaba de forma brusca.

Habrá que comenzar con las despedidas.
Antes de agotar el tiempo.